Fecha

¡ALERTA TENDENCIA!

Celosía cerámica, una mirada hacia los orígenes mediterráneos

Las celosías cerámicas son tendencia tanto en arquitectura como en decoración de interior.

Si bien antes conquistaban los exteriores, ahora se cuelan en el interior de nuestras viviendas para delimitar espacios con belleza, sin renunciar a la luz natural y aprovechándose de esta, para proyectar cálidas siluetas geométricas sobre nuestras paredes.

Pero ¿Qué son exactamente las celosías?

Las celosías son un recurso  arquitectónico tradicional que consiste en la creación de una especie de muros ventilados, que, antiguamente solían construirse en las fachadas o en muros divisorios exteriores.

Hoy en día, se han implementado en espacios interiores para delimitar espacios, dejando pasar la luz natural y abrazando el gusto por los materiales y las técnicas artesanales.

Las celosías mediterráneas tienen su origen en la MASHRABIYA, una ventana-mirador, proyectada hacia el exterior e interior de espacios abiertos, un recurso muy utilizado desde la edad media  hasta mediados del siglo XX. Su función principal consistía en preservar la intimidad de los hogares, así como proteger térmicamente las estancias, generando una “doble piel” que permitía el flujo de aire al interior de la vivienda, sin necesidad de una apertura completa al exterior y preservando, de este modo, todo lo que ocurría en el interior del hogar.

Actualmente, las celosías se pueden clasificar según el material de construcción con el que han sido elaboradas. Encontramos:

  • Celosías cerámicas: Las mismas que se usaban originalmente. Soportan muy bien el paso del tiempo ya que no necesitan de ningún mantenimiento exhaustivo ni frecuente, y además, es un producto natural y ecológico.

  • Celosías de hormigón: Esta variedad es la más usada en cerramientos y estructuras modernas, por su característica solidez y resistencia, y por tener un estilo más contemporáneo.

  • Celosías de piedra prensada: Diseñadas para uso exterior. Es una muy buena alternativa, por su apariencia y resistencia.

  • Celosías de madera: Presentes sobre todo en interiores. También se utilizan en jardines para guiar plantas trepadoras o colocar tiestos. Este tipo de celosías requiere un mantenimiento para evitar que se pudran.

  • Celosías de PVC: Están fabricadas con derivados del petróleo, y son las menos resistentes de todas las celosías comentadas anteriormente.

  • Celosías de metal, acero inoxidable o aluminio lacado: Normalmente se elaboran a medida, suelen colocarse en barandillas, muros, rejas o portones. Su desventaja es que alcanzan altas temperaturas si se exponen al sol.

Como conclusión, las celosías de cerámica son tendencia hoy en día, ya no solo en exteriores como acostumbramos, sino en interiores.

Los amantes del estilo arquitectónico mediterráneo se ven atraídos tanto por su material artesanal y ecológico, como también por su gran variedad de formas y colores.

A continuación, te dejamos algunos ejemplos para que te inspires y conozcas más a fondo toda la variedad que ofrecen las celosías de cerámica en Ferrés:

Si desea recibir más información sobre interiorismo, contacte con nosotros sin ningún compromiso, estaremos encantados de asesorarle.

más artículos

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad